¡Hola Mis Amores!

 

Día #4 de nuestro reto de 30 vídeos y artículos en 30 días y me estoy divirtiendo mucho y espero que ustedes también. El día de hoy estaremos hablando de un tema muy común entre las mujeres rizadas. Resulta que muchas de nosotras pensamos que nuestro cabello natural no es apto para eventos formales como una boda. Yo estoy aquí para decirles que efectivamente su cabello es naturalmente formal.

 

Hace unas semanas dos amigas mías me preguntaron con cara de preocupadas qué se iban hacer con sus rizos para las bodas de sus parientes y que las novias y madres querían que fueran al salón. Ambas me preguntaban esto con un tono de inseguridad y buscando que alguien, en este caso yo, las convenciera de que ellas no tenían que lacear su cabello para asistir a un evento formal.

 

Lo primero que les dije y lo digo mucho porque es increíblemente importante, es que tienen que trabajarse ellas mismas. Tenemos que convencernos de que nuestro cabello es lo suficientemente hermoso y valioso para llevarlo a una boda o cualquier evento formal. Si no lo creemos primero, entonces será difícil convencer a la gente en nuestros entornos que lo crea. Así que el Paso #1 comienza con una misma y con ese trabajo interno que es tan importante. Repitan frente al espejo, “mi cabello es bello, mi cabello es formal, yo amo mis rizos.”

 

Por otro lado, una no puede tratar de convencer al pueblo entero que piense como nosotras. No obstante, si es importante el hablar claramente con los padres y la novia o el familiar o amiga cercana que esta exigiendo lo del lacear el cabello. Paso #2 es justamente explicarle a esas personas importantes en sus vidas las razones por la cual no quiere lacear. Puede ser porque tienen miedo al temido daño por calor, porque se sienten más cómoda y bella con sus rizos, o simplemente porque no quieren pasar trabajo y sufrir ese calentón.

 

Finalmente, debemos ser creativas y ver las opciones que tenemos con nuestro cabello. Paso #3 es hacer las investigaciones necesarias en Pinterest, Google, y en las docenas de blogs y canales de YouTube de cabello natural para encontrar el peinado rizado perfecto para ese día especial. El cabello afro-rizado es uno de los más versátiles y existen mil maneras de peinarlo. Pueden hacerse una piña bien hecha, un moño, trenzas de diosa (goddess braids) unos rizos elaborados con perm-rods o flexi-rods, y un sinnúmero de otras cosas.

 

Muchas quizás dirán, “pero es el día de la novia y ella debe de decidir el peinado de las personas involucradas.” Aunque esto tiene cierta valides, también es cierto que con el cabello rizado se pueden hacer muchos estilos que asimilan los estilos con cabello lacio. Por otro lado, es igual de irracional que una chica con un afro le pida a una persona con el cabello totalmente lacio ya sea natural o con alisado, que se pase un permanente químico para que tenga un afro para su boda. El problema esta en que no se valora el cabello afro de la misma manera y por esto suena totalmente normal el pedirle a alguien que posiblemente dañe sus rizos al lacearlo por un gusto irracional y discriminatorio de un familiar o amiga.

 

¡Yo me voy con mis rizos pa’la boda!

 

Abrazos,

Carolina