Picture
Puse esta foto en el Facebook de Miss Rizos y ha causado mucha controversia, así que quiero aclarar algunas cosas y tomar esta oportunidad para hablar de algo que en nuestra comunidad natural se ha convertido en un tabú—el calor.

 


No quiero sonar regañona, pero si es importante que tengamos una conversación sobre esto, así que siéntanse libres de comentar debajo. Vayan y busquen su cafecito o su almuerzo que voy hablar un buen rato…

 

Es TU cabello

 

Vamos a comenzar por aquí. Parte de la razón por la cual abogamos el llevar nuestro cabello natural es porque es una decisión que nos pertenece—hacer con nuestro cabello lo que queramos sin obtener ninguna repercusión laboral, social, familiar etc. Esto incluye el poder cortarlo, pintarlo, alaciarlo, tejerlo, dejarlo natural, o no. Toco mucho este tema cuando me reúno con ustedes en las juntaderas y en los encuentros porque noto que al dejar nuestro cabello al natural nos apasionamos mucho y queremos convertir a todo el mundo.

 

No las culpo, a mí también me pasó aunque pronto me di cuenta que yo estaba haciendo lo mismo que me hacían a mí. He aprendido a apoyar a las persona que quieran dejarse su cabello natural, y no juzgar ni predicarle aquellas que lo llevan desrizado. Esto también quiere decir que si a mi no me funciona un producto, un método, un ingrediente, o una herramienta, no quiere decir que a otra persona no le funcione. Podemos educar sin juzgar ni presionar a nadie a que haga lo que estamos haciendo. Al fin y al cabo es su cabello y cada quien que hago con el lo que quiera. No te limites.

 

Quizás yo no lo he dicho lo suficiente, pero chicas el llevar el cabello natural no indica una limitación ni que lo llevemos solo rizo. Todo lo contrario. Llevarlo en su estado natural nos permite inventar con colores diferentes, trenzas, peinados, cortes y estilos que quizás no podíamos hacer con el alisado. Yo desde que pude hacerme un twist lo hice y me he hecho trenzas largas, rolitos, nudos-bantu, flexi-rods y muchísimas otras cosas.

 

Ahora hablemos del calor:

 

Esto lo he dicho cuchenta mil veces pero vale la pena repetirlo, cada cabeza es un mundo y cada rizo es único, lo que quiere decir que lo que me funcione a mí no siempre le funcionará a otra persona. Esto sucede con el calor.Bien es cierto que cada cabello sin importar su textura puede recibir daños por el frecuente y mal uso del calor. Hay personas que de una sola visita al salón, experimentan daño por calor irreversible donde su cabello no vuelve nunca a su patrón natural y tienen que cortarlo.  Hay otras que van al salón 1-3 veces al mes y sus rizos no se ven tan afectados. Esto se debe a varios factores.

 

1. El cabello. El cabello fino y crespo tiende a ser más delicado y débil y cuando se le pasa un blower súper caliente, con cepillos duros, y luego una tenaza o plancha en altas temperaturas, puede romperse con facilidad. Mientras un cabello con la hebra gruesa pueda quizás “aguantar” más jalones y calor sin los mismos resultados. Otros factores como la elasticidad del cabello, su textura, grosor, y que tan saludable este, contribuirán a los resultados del uso del calor.

 

2. Productos y herramientas. Es muy importante que si el cabello se va a someter a un proceso de calor, se usen los productos y herramientas correctas. Antes de comenzar el proceso recomiendo que usen un tratamiento profundo a base de proteínas para preparar el cabello. Luego es importante usar un buen protector de calor. Recuerden que el usar un protector no quiere decir que no habrá daño por calor, esto ayudara a que haya menos. Es igual que si me pongo un protector solar y duro horas debajo del sol, la piel igual se quemará.

 

Luego de que el cabello este protegido, es muy importante secarlo con un blower que no “dispare” o “ponga” calor directo al cabello. Use las tapas o “bocas” de blower para prevenir esto. A la hora de usar una plancha, usen una ‘de las buenas’, preferiblemente de cerámica y con un botón que controle la temperatura. Dicen que el cabello se quema cuando se somete a unas temperaturas de 450 grados F o más, así que traten de ponerla en menos de esta temperatura.

 

Finalmente, cuando vayan a pasara la plancha, no la pasen muchas veces, diría que lo hagan un máximo de 3 veces como mucho.  Estos son pasos y concejos resumidos, luego cuando realmente me alacié todo el cabello escribiré más sobre el tema. Yo no me alacié todo el cabello porque el blower que tenia no era bueno y me estaba quemando el cabello.  Tenía unos productos que me enviaron y quise aprovechar sus funciones para alaciar el cabello, aquí el articulo sobre esto. Y para las que se preguntan, mi cabello volvió a rizarse igual después que lo lave.

 

Los resultados

 

En un comentario que Tasmy puso en la foto de arriba, habló de algo que muchas veces obviamos a la hora de alaciar el cabello. Muchas pensamos que con la plancha y los productos correctos nuestro cabello se volverá a ver igual que cuando lo desrizábamos y no es así. Cada textura se verá diferente cuando este lacia. Por ejemplo, mi hermanita Lois, Tamy y yo las tres tenemos el cabello rizo y natural pero a cada una se nos riza diferente.

 

A Lois le queda muertecito como decimos, a Tasmy se le hacen unos bucles a solo horas de alaciarlos, y a mi se me ven con un poco de frizz y se empajonan con facilidad. Hemos hablado antes de estas expectativas que tenemos con nuestro cabello. No siempre hará lo que queramos que haga ya que ellos son como son y eso es lo que los hace especial.

 

Y si tengo daño por calor…

 

La verdad es que aún utilizando todas las precauciones podemos experimentar el daño por calor y por eso yo decido no hacerlo con tanta frecuencia. Creo que he utilizado la plancha 2 veces en casi 3 años y medio (el tiempo que tengo natural), el secador 2 veces también y creo que el blower solo 1 vez. El daño por calor es un riesgo que se toma a la hora de alaciarlos pero si sucede, no es el fin del mundo. Yo se que es más fácil dicho que hecho. Cuando me lavé el cabello esta última vez no puedo negar el sustico que sentí cuando mi cabello no se rizó de una vez, pero si hubiese sido el caso, lo corto y el volverá a crecer.

 

Tasmy escribió dos excelentes artículos sobre el daño por calor y les sugiero que los lean porque son muy informativos y podrían ayudarles si se encuentran en esta situación o si están pensando en usar calor.

 

Espero que hayan podido aprender algo de este artículo y por favor comente debajo si tienen algo que agregar! Feliz fin de semana chicas!

 

Abrazos,
Carolina